viernes, 27 de marzo de 2009

NI EN SUEÑOS

Me siento, me levanto. Nerviosa camino el largo pasillo arriba y abajo, me arreglo la ropa, rasco la cabeza, me muerdo las uñas; mi vida por un cigarro.
Somos los quince mejores que hasta allí hemos llegado; todos esperamos el fatídico sobre que decidirá un cotizado futuro de “mileurista”.
Por fin. Un bedel se acerca y reparte decisiones que se nos escapan.
Agrupados, gritando por dentro, abrimos las cartas que luego mostramos.
¡Todos rechazados!. Justificación: nivel, demasiado alto para aquel puesto.
Seguimos sin trabajo.
Imagen: Foto Galería de Espectáculo ESMAS.

2 comentarios:

Caminante dijo...

Joder y qué gran verdad es esa. Si no tienes estudios porque te faltan y si los tienes porque son demasiado elevados y temen lo que les puedas pedir. Si es que no puede ser...

Zoe dijo...

no, no puede ser,,, es como ni contigo, ni sin tí... preciosa que casi no me das tiempo a leerte...Los sueños ultimamente están muy devaluados pero tú no, tú cada vez tienes más y más valor...mua